Make your own free website on Tripod.com

EL SAQUEO DE LAS TIENDAS DEL IMAS

 

En todos los países del mundo, las Tiendas Libres de Impuestos de los aeropuertos son sumamente rentables. Por ese motivo, en Costa Rica, alguien tuvo la idea de entregarle la exclusividad del manejo de esas tiendas en el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría, al Instituto Mixto de Ayuda Social. Suponemos, que la idea del legislador era que con sus utilidades se financiaran los planes sociales del IMAS. Sin embargo, desde hace mucho tiempo se rumora, que estas tiendas solamente producen pérdidas. De acuerdo con lo manifestado en el periódico Al Día del 8 de junio de 2.000 por la Presidenta Ejecutiva del IMAS doña Roxana Víquez “ las pérdidas son cuantiosísimas, pero no quiso confirmar la cifra extraoficial”. Según el diario costarricense, dicha cifra ronda los mil millones de colones.

 

De acuerdo con el reportaje las tiendas se han dado el lujo de perder 29 millones de colones en adquisición de ropa interior que nadie compra y 20 millones de colones mensuales en licor.

 

El desorden existente en estas tiendas ha cubierto las tres últimas administraciones presidenciales, o sea que estamos hablando que el saqueo se remonta a más de diez años atrás.

 

Según nos han informado empleados del IMAS, los principales problemas de esta tienda son: un sistema de contabilidad pésimo, el cual solo podría ser cuadrado por Mandrake el Mago (por tanto, la pérdida real nunca podrá ser cuantificada), compras de mercadería efectuadas sin criterio comercial alguno y se rumora además, que en las Tiendas Libres, rondan fantasmillas con problemas de alcoholismo, que han llegado a sustraer una cantidad apreciable de cajas de licor de diferentes marcas.

 

Al leer este reportaje surgen las siguientes preguntas:

 

¿Qué ha hecho durante este período la Contraloría General de la República?

¿Qué recomendaciones ha dado la Auditoría Interna del IMAS?

¿Qué medidas han tomado los Presidentes Ejecutivos, para evitar este saqueo sistemático de los fondos públicos?

 

Doña Roxana Víquez agregó que “no están atribuyendo la responsabilidad de ningún hecho a algún funcionario en particular, pero, desde hace años, el descontrol y desorden causan muchos problemas en las tiendas”

 

Discrepamos en esto con doña Roxana. Desde el alto puesto que ella ocupa, es su responsabilidad señalar a aquellos funcionarios que por acción u omisión, han propiciado un nuevo asalto a los fondos destinados a la ayuda social. Ya los costarricenses honestos estamos hartos. Durante los últimos años, se ha hecho costumbre el saqueo a los fondos de ayuda para personas víctimas de la pobreza. Lo más grave es que al final, los responsables huyen del país o bien quedan en el anonimato como en el caso del IMAS.

 

Todos los costarricenses tenemos derecho a saber quiénes son los culpables del saqueo de las tiendas del IMAS. Los administradores de esta Institución, si no quieren cometer un acto de complicidad, tienen la obligación de denunciar estos actos  ante el Ministerio Público.

 

Causa indignación darse cuenta, que una vez más, una buena intención, ha sido convertida en excremento, por la clase política que nos gobierna.